El Alma de la Obsidiana Dorada

Nos adentramos en el espejo de la Obsidiana Dorada que nos transporta a los lugares más recónditos de nuestro Ser. La Obsidiana dorada ha venido para que despertemos nuestras zonas dormidas, para que iluminemos nuestra sombra por muy arraigada que ésta se encuentre en nuestro interior y podamos liberar aquellos miedos profundos que nos habitan.

Este cristal infunde un profundo respeto y aunque pueda parecer muy popular, en el mundo chamánico lo es, para las personas corrientes les puede suponer un encontronazo consigo mismos difícil de superar, porque para trabajar con este cristal hay que estar preparado para que salga lo que tenga que salir, es un cristal para valientes que quieran encontrar una sanación profunda y veraz.

¿Qué es la Obsidiana Dorada?

La familia de las Obsidianas está considerada como mineraloides[1] debido a que su estructura cristalina es amorfa y contienen un alto porcentaje de Cuarzo en su composición, siendo del 70-75% aproximadamente, además de óxidos de hierro y manganeso. La Obsidiana Dorada contiene patrones de burbujas de gas remanentes del flujo de lava, alineadas a lo largo de las capas creadas cuando la roca fundida fluía antes de enfriarse. Estas burbujas son las que producen los efectos como un brillo dorado que le da nombre.

En el caso de la Obsidiana Dorada, nos revela un cristal especial y con propiedades únicas. Nos encontramos ante el espejo de la verdad, de nuestra verdad en el momento que decidimos hacer un trabajo personal, y al no tener estructura cristalina estos cristales son de efectos rápidos y contundentes, ayudarnos de otro cristal como un Cuarzo en este proceso es más que recomendable.

Photo: Obsidiana dorada by dpcarli © All Rights Reserved on Flickr

¿Qué podemos esperar de la Obsidiana Dorada?

Pocos cristales pueden aportar la protección y reparación aúrica de la Obsidiana Dorada, porque no podemos dejar de hablar de protección ante este portento energético. Este cristal lo utilizo siempre en las sanaciones que realizo tanto energéticas como con cristales, la protección que brinda frente a la negatividad sea cual sea no tiene parangón.

La Obsidiana Dorada nos muestra aquello que no queremos ver de nosotros mismos y lo hace sin tapujos, es como un espejo que corta las ilusiones y nos muestra la verdad y en este proceso lo que vemos no nos suele gustar. Trabajar nuestra sombra quizás es de los aspectos más difíciles de sanar, a veces no estamos lo suficientemente preparados para aceptar aquello que nos muestra, la realidad de cómo somos y que hacemos; si somos capaces de aceptar este efecto espejo podremos tomar consciencia de nuestros propios miedos y perdonarnos. Este cristal nos da sentido de proporción respecto a la verdadera realidad haciendo manifiesto lo que nosotros a veces nos vendemos.

Este cristal también nos aporta avances en nuestro trabajo espiritual, sus destellos dorados pulsan en nuestro interior para descubrir nuestro verdadero potencial y riqueza interna, es una llamada a la abundancia innata de nuestro ser, porque no hay nada más abundante que empezar a ser lo que uno en realidad es.

Así es como trabaja la Obsidiana es rápida, eficaz y contundente.

¿Qué beneficios nos aporta trabajar con la Obsidiana Dorada?

En primer lugar nos aporta protección ante la negatividad, ya sea externa o interna, además de ser capaz de reparar nuestro campo aúrico ya sea porque esté débil o porque presente micro-agujeros que nos exponen a contaminantes energéticos.

En segundo lugar este apreciado cristal nos aporta luz para que dejemos de tener miedo, sobre todo de nosotros mismos, ya que es un gran antídoto contra miedos, pesadillas, terrores nocturnos y todo tipo de alteraciones que sentimos en nuestro cuerpo emocional. Este cristal resuena con el Primer chacra y el Segundo chacra y nos facilita el proceso de transformación de los miedos más inconscientes que viven allí donde muy pocas veces hemos querido o hemos tenido el coraje de mirar.

En tercer lugar, este cristal nos ayuda a ver nuestra sombra, saca a la superficie las mentiras que nos contamos, resuena en la verdad y por tanto interfiere en nuestros patrones inconscientes de tal manera que nos ayuda a transformar y liberar esa sombra para convertirla en luz, hace aflorar nuestra verdad interna y también nos despierta los dones sanadores que poseemos.


Extrema protección contra la negatividad y un herramienta eficaz para trabajar nuestra sombra


Es recomendable empezar a trabajar con este cristal, desde la decisión consciente de sanar, y no recomiendo llevarla por largos periodos de tiempo. Yo la utilizo puntualmente pero no suelo llevarla más de 2 o 3 días seguidos, porque la contundencia de su sanación a veces nos pilla desprevenidos incluso a los que llevamos tiempo trabajando con ella. El Espejo Dorado es un regalo de la Madre Tierra que nos invita a dejar el miedo y la sombra, para dar paso a la verdad y la luz que necesitamos todos en nuestro camino de evolución personal.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s